Dos mujeres serán las líderes de una comisión independiente encargada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) que deberá determinar todos los pasos tomados por la entidad en la gestión de la pandemia del COVID-19.

La neozelandesa Hellen Clark y la liberiana Ellen Johnson-Sirleaf fueron nombradas para revisar las acciones del organismo dirigido por Tedros Adhanom, el que durante este tiempo ha estado en cuestionamiento por sus contradictorias acciones y las duras críticas de Estados Unidos.

Aunque desde la OMS no lo han admitido, una de las razones para crear este comité revisor es la presión constante de Washington para conocer en detalle lo realizado durante este período. El presidente Donald Trump acusó mala praxis y problemas a la hora de tratar a China, el país desde donde surgió el nuevo coronavirus.

Tanto Clark como Johnson-Sirleaf son figuras políticas reconocidas en sus respectivos países, enfrentando diversos dilemas e impulsando algunas reformas importantes.

La inspiración de Jacinda Ardern

Hellen Clark fue la primera mujer electa en una votación general para ser primera ministra de Nueva Zelanda. Ocupó el cargo en tres períodos consecutivos entre 1999 y 2008.

Integrante del Partido Labortista, durante su gobierno impulsó una serie de reformas, entre la que se cuentan un fondo para la jubilación, aumento del salario en un 5% y el postnatal para padres de 14 semanas, entre otras medidas.

Una vez que dejó el gobierno, se dedicó de lleno a la política internacional. En 2016 fue candidata para suceder a Ban Ki-moon en la secretaría general de Naciones Unidas, pero fue derrotada por el portugués Antonio Guterres. En ese tiempo, la revista Forbes la ubicó en el puesto 22 entre las 100 mujeres más poderosas del mundo.

Clark también es una fuerte inspiración para la actual primera ministra neozelandeza Jacinda Ardern, quien trabajó como asesora durante sus gobiernos. La actual autoridad ha sido una de las mas destacadas en la gestión de la pandemia en todo el mundo.

La rival de George Weah

Ellen Johnson-Sirleaf fue la primera mujer en ocupar el cargo de presidenta en Liberia y la primera en alcanzar este cargo en toda África. Llegó al gobierno en 2005 luego de vencer en las elecciones al legendario ex futbolista George Weah, quien actualmente es presidente.

Durante su gestión debió enfrentar la efectiva estrategia de su país contra el ébola, uno de los fundamentos de la OMS para asignarle el cargo en el comité investigador.

Johnson-Sirleaf milita en el centrista Partido de la Unidad. Fue una activista durante la Guerra Civil que afectó al país en la década de los 90. Tuvo diversos cargos internacionales previos a su llegada a la presidencia.

En 2011, tras dejar su puesto en el gobierno, recibió el premio Nobel de la Paz. En 2012 diversas organizaciones de la diversidad sexual pidieron que el reconocimiento le fuera retirado, esto por algunas declaraciones suyas en donde mostraba su apoyo a la penalización de la homosexualidad.

Esta nota Quiénes son las dos mujeres que investigarán a la OMS por su gestión de la pandemia apareció primero en El Dínamo.

Esta publicación aparece primero en El Dinamo